miércoles, 26 de mayo de 2010

VIDA



En mi barca te he llevado al medio del mar y allí te he dejado. 
Me he dormido esperando el milagro de verte llena de ilusiones futuras y  esperanzas nuevas.
Mas al despertar ya no estabas, el mar te había tragado.
Paseando por la playa hoy te he encontrado destrozada y llena de basura marina.
Que el diablo te lleve como te has llevado mi alegría.


Foto: Carmela

6 comentarios:

reltih dijo...

duras letras, pero creo que quién se las gano, se las gano meritoriamente.
besos

Verónica dijo...

Por duras que parezcan muchas veces las palabras, sin duda quien las expresa tiene motivos más que sobrados para ello.
Un abrazooo Carmela

Abuela Ciber dijo...

Momentos duros sentires profundos, el ser se siente empequeñecido.

Cariños

Carmela dijo...

reltih...que bien sabes leer.
Lo que me pregunto, eso como me puedes comprender.jajaaj
Un biquiño cariño.

Carmela dijo...

Veronica, las palabras pueden ser el resultado de acciones duras.
Pero...¿quien tiene la razón?.
¿Quien mejor? ¿El que da motivos o el que los lleva a cabo?.
Incognita.
Un bico fermosa.

Carmela dijo...

Abuela Ciber, nunca se siente mas que en momentos extremos, tanto de dureza, de dolor, como de gran alegría.
Gracias por entrar y muchos biquiños.