domingo, 6 de mayo de 2012

!AI MIÑA NAI!



!Ai miña nai! qué dura é a vida...
Hace 6 años que te fuiste y aún te veo como si fuera hoy, entre tus flores y hortalizas.
Ese era el mundo de aislamiento que te habías buscado para moverte a la perfección.
Las plantas no protestan, no gritan, no se enfadan, solo agradecen las caricias y tú lo sabías.
Y les regalabas todo el cariño que en ti había.
Las veías como hijos que nacen y van creciendo con tus cuidados, madre de la tierra, madre mía.
Y con pena las veías marchar cuando habían cumplido su ciclo, pero también sabías que pronto, a base de tus cuidados volverían a resurgir.
Hace poco fui a visitar los restos de tu cuerpo en aquel sitio frío y húmedo, pero antes de cruzar la  verja, vi con una sonrisa, la huella que habías dejado allí, a la entrada; plantas floridas que me recordaron tus escapadas de noche a plantarlas por los jardines del pueblo, con esa picardía de quien hace una trasnada, pero bella.
Decías que cuando murieras, tu rastro dejarías por el pueblo, y así fue.
Tu rastro quedó allí, tanto como en los jardines de tantas casas, como en ese cementerio.... en tantos sitos madre Rosa, en tantos...
Pero el más importante fue el que plantaste en nuestros corazones, en los de tus hijos, que año a año te recordamos y te llevaremos hasta el día que nos vayamos como tú lo hiciste, pero dejando rastros en otros corazones.
Hoy te dejo aquí un beso. Un beso limpio, puro, de hija amante, que mirando tu imagen ya no sabe si reír o llorar.. porque miña nai. !qué dura é a vida!...

Foto: Carmela

5 comentarios:

Aniagua dijo...

Qué entrañable , me has hecho llorar.. El amor de una madre es inmenso.. Preciosas letras has dejado
Un abrazo enorme

etxegoyen dijo...

Carmela, amiga mía.... cómo decirlo... me tocaste el corazón, ése en el que guardo aquello que sólo yo sé que está ahí...
Que te quiero, amiga mía. Yo sé que me entiendes...
Bicos mil....

Verónica dijo...

Precioso escrito, querida Carmela.
Sin duda, tu madre fue una persona muy especial, y tú una muy buena hija.
Un beso

Jaumerei dijo...

Precioso y entrañable meniña, tan solo eso, querote.

bicos

gerardo omaña dijo...

Hermosas tus palabras para tu madre,Bellos tus sentimientos.

Recibe un gran abrazo en familia y muchas flores para tu alma.