miércoles, 25 de marzo de 2015

LA CASETA DEL GUARDA AGUJAS



Dicen que hace años él vivió allí.
Se le veía recorrer los caminos con su perro. Siempre en silencio los dos, siempre mirando hacia donde pisaban.
Dicen que un día se escuchó el aullar de su perro allá, cerca de la vía, dentro de la caseta del guarda agujas, donde ellos vivían
Dicen que ya no volvieron a verles pasear, pero que el aullido lastimero de su perro rompe el silencio de la noche todos los días, desde allí, desde la caseta del guarda agujas...

Foto: Carmela...