miércoles, 7 de diciembre de 2011

SIEMPRE EL QUIZÁS.




Dejé que el agua de la ducha resbalara por mis ojos con la esperanza de que se las llevara por el desagüe.
Miré el cielo un día de fuerte lluvia a ver si con eso se confundían en la charca que tenía bajo mis pies.
Fui al rio y sumergí mi cara en sus agua, a ver si se las llevaba la corriente.
Caminé por el fondo del mar esperando se  confundiera agua salada con agua salada.
Solo me quedabas tu, y metí mis ojos en tus aguas termales con la ilusión de que ellas los supieran curar.
Ahora sé que no hay nada que yo puedo hacer para mojar mis lágrimas secas y que ahí seguirán hasta que ellas solas me quieran dejar y mis ojos vuelvan a brillar de nuevo como antaño, antes de no sé cuando...O quizás tengo que averiguar cuando fue la primera vez que aparecieron nublando mi vista, para encontrar la formula mágica para deshacerme de ellas... O quizás son necesarias donde están para recordarme que sí, que sigo siendo asquerosamente humana...  Y un día me despierte y se las halla llevado el viento borra-incomprensiones y no haga falta ya nada más que mirar el presente.
Quizás, siempre el quizás que llevo en mi corazón, como a ellas en mis ojos.

Foto: Nélida

12 comentarios:

carlos de la parra dijo...

Muy hermoso poema, siento como que disfrutas las lágrimas.
La naturaleza de la mujer jamás dejará de sorprenderme.
Lo más complicado del infinito, pero lo más hermoso.
Recibe el cariño de éste ermitaño que por razones que ignora se encuentra fuera de planeta.

ReltiH ReltiH dijo...

ES UN TEXTO CRUDO, QUE TRASMITES MUCHAS DUDAS. NO SÉ, SE SIENTE MUY TRISTE.
BESOS

rosscanaria dijo...

Demasiada tristeza y como demasiado regocijo en ello, no es bueno acostumbrarse al dolor y la pena...
Seguro Carmela que tu fuerza interior hará que esas lágrimas secas rompan y se desborden y eso hará que te sientas mucho mejor...
Besitos de largo y lindo fin de semana y FELICES FIESTAS!!! mi niña,

curro dijo...

Mira me cago en la tristeza y la pena, esa que te condena. Dejate ya de llantos lloros y lagrimas. Un biko.

Jaumerei dijo...

Meniña a ese paso , solo falta que saques el látigo y te flageles, igual entonces las lagrimas de dolor fisico lavan las del anímico.

Bicos cálidos y huemdos meniña.

MTeresa dijo...

Un homenaje rendido
al símbolo evidente
de la tristeza,
es precioso,
un abrazo

Carmela dijo...

Carlos, nadie disfrutas de ese tipo de lágrimas amigo... te lo aseguro.
Un biquiño ermitaño que sí está en este planeta y con los pies bien en el suelo.

Carmela dijo...

Reltih, que ya sabes como soy... me gusta hacer pensar poeta.
Bicos grandes para ti de corazón.

Carmela dijo...

Rosscanaria amiga, que no se regocija, que lo único que se desea es librarse de ellas.. te lo aseguro.
Otro bico para ti desde mi corazón.

Carmela dijo...

Curro...duro o blando? jajajaja
Ains meniño, que haría yo sin ti¿
Querote!!
Rebicos cariño

Carmela dijo...

Ains Jaumerei mi poeta favorito... que no vas por buen camino, que no es así...
Bicos cálidos y húmedos como siempre amigos de siempre.

Carmela dijo...

MTeresa, gracias meniña por tu comentario y por tu estar.
Biquiños de bienvenida.